SÍNDROME DE DOWN


external image ni%C3%B1os+con+sindrome+de+down.bmp

Antes de llegar a la explicación teórica, nos gustaría mostrar un vídeo de introducción a la enfermedad, que muestra aspectos importantes y algunas de las actividades que desarrollan éstas personas en actualidad.












El síndrome de Down, es una enfermedad que desafortunadamente sufren miles de personas en todo el mundo. Provocada por una trisomía en el cromosoma 21, ésta enfermedad provoca en el enfermo diferentes deficiencias cómo retraso mental y aspectos físicos que los hacen reconocibles por el resto de las personas, así como problemas cardíacos. Normalmente, cada persona incluye en su estructura cromosómica 23 pares de cromosomas, hereda un cromosoma por parte del óvulo de la madre y otro por el espermatozoide del padre. A veces, esta unión entre el óvulo y el espermatozoide no ocurre de manera normal y se produce una variación en el número de cromosomas, que se ve aumentado en una unidad, es decir, 47. El 95% de los casos de Síndrome de Down es producido por este tipo de anomalía en la división celular. Los principales problemas que presentan las personas con dicha enfermedad son:

· An -Anomalías cardíacas: Algunos se pueden resolver mediante medicación pero otros requieren intervención de la cirugía.
· An -Anomalías intestinales: Un pequeño porcentaje de los bebés con Síndrome de Down presentan problemas intestinales.
· D -Efectos de la visión: Más de la mitad de los niños que sufren la enfermedad, presentan problemas con la visión como: miopía, esotropía (visión cruzada), hipermetropía, etc.
· D -Defectos auditivos: Un alto porcentaje de niños que sufren la enfermedad, tienen deficiencias auditivas.
· P -Pérdida de la memoria: Las personas que sufren la enfermedad son más propensas a adquirir otro tipo de enfermedades como la relacionada con la pérdida progresiva de la memoria (Alzheimer), cambios de personalidad, etc.


1. Síndrome de Down en la escuela

A pesar de dichas deficiencias, los niños con Síndrome de Down pueden realizar la mayoría de las cosas que puede hacer otro niños sin dicha deficiencia, como caminar, hablar, jugar, etc. Sin embargo, los niños que sufren la enfermedad tienen mayores dificultades para aprender, por tanto el aprendizaje será más tardío. Para facilitar a los niños que lo sufren se han creado unos programas que a partir de la edad preescolar ayudan de forma positiva a desarrollar una serie de destrezas en la mayor medida posible. Los resultados de estos programas de ayuda son mayores de lo que parecían, además estos programas se están adaptando también a personas mayores que sufren la enfermedad, y así de esta manera cada vez el número de personas que sufren la enfermedad y que están independizadas es cada vez mayor.

2. Riesgo a tener un hijo con Síndrome de Down

Las parejas que han tenido un hijo con dicha enfermedad son más propensos a volver a repetir un hijo con la enfermedad, además las madres mayores de 35 años son los grupos que sufren mayor riesgo de tener un hijo con la enfermedad. Éste dato deja de manifiesto que el riego de tener un hijo con Síndrome de Down aumenta con la edad. A pesar de que la mayoría de los bebés con Síndrome de Down, aproximadamente un 70 % son hijos de mujeres de menos de 25 años, en éste dato también influye que en éste periodo de tiempo es cuando más hijos se tienen.


3. ¿Puede casarse una persona con Síndrome de Down?

Una parte de los jóvenes afectados por el Síndrome de Down se han casado, pero este suceso en este tipo de caso sucede muy raramente. Los hombres afectados por el Síndrome de Down tienen la característica de no poder tener hijos. En el embarazo, una mujer con Síndrome de Down tiene el 50 por ciento de posibilidades de tener un hijo afectado por el síndrome de Down, a pesar de que muchos de los embarazos fracasan naturalmente.

4. Importancia de la familia

La familia es un aspecto importantísimo en cualquier persona, y más si esa persona necesita cuidados especiales, como es el caso de un hijo que sufre Síndrome de Down, para ello es muy importante en creer en las posibilidades del pequeño y confiar en que puede conseguir lo que se propone. Tampoco es fácil aceptar que un hijo haya tenido el infortunio de sufrir dicha enfermedad, para poder aceptar dicha desgracia es necesario tiempo. Todo padre sabe que un hijo con Síndrome de Down sufrirá mayores limitaciones en la vida, ahí de la importancia de un apoyo por parte de la familia, y tratar a dicho hijo como uno más sin diferenciación ya que recibirá el mismo trato por parte de la sociedad.

5. Cuidado de los niños que padecen la enfermedad

Los niños que padecen la enfermedad requieren los mismos cuidados que cualquier otro niño, a pesar que hay que tomar algunas medidas especiales, como por ejemplo el cuidado ante posibles infecciones, ya que son más propensos a tener enfermedades de tipo respiratorio. También al niño con Síndrome de Down hay que adaptarlo a ingerir la comida gradualmente, ya que desde pequeños presentan dificultades para dicha actividad, y es posible que si nos mostramos bruscos a la hora de comer, en el futuro se muestren reticentes a ello. Las personas que sufren la enfermedad normalmente su estatura es menor a la media, y algunos de los padres estimulan más de lo necesario a su hijo para ingerir comida, hasta el momento en el que el hijo puede saturarse y producirse el efecto rebote. Por ello la importancia de que los padres de los niños que sufren la enfermedad, conozcan dicha patología, así como sus limitaciones y atender de la mejor forma posible las necesidades de los niños.

6. Páginas Webs interesantes para descubrir más sobre el Síndrome de Down:

http://bubu-sindrome-down.blogspot.com/
http://sindromedownburgos.org/
www.downmadrid.org/
www.sindromedown.net/

El siguiente enlace da información sobre noticias relacionadas sobre el síndrome de down, este blog fue creado por nosotros mísmos:

www.sindromededownubu.blogspot.com